martes, mayo 10, 2005

Un lunes como si fuese domingo

Ayer después de pasar unas semanas muy ajetreadas me tomé el día libre, para mí solito, sin molestias ni preocupaciones. Un día de tranquilidad y relax. Paseito mañaniego al sol que hacía tanto que ya me empezaba a sentir como un vampiro y luego leer lo que pudiese de la pila de tebeos atrasados, continuar con el visionado de la 2ª temporada de Alias y por la noche ir al cine que no había vuelto desde hacía más de dos meses.
Tenía tanto por leer que era imposible acabar con todos los tebeos que tengo en la lista de espera, pero al final estos fueron los que cayeron:

James Healer. Camden Rock, me lo compré porque me llamó la atención el argumento y es que se parecía a una idea que tuve hace un tiempo de esas que siempre quieres desarrollar pero que al final se quedan en la biblioteca de Lucien. Al final el parecido es nimio y el álbum está bastante bién, normalmente encuentro a los primeros números de una serie muy escuetos en cuanto desarrollo argumental, centrándose más en la presentación de personajes, pero James Healer no me ha dado esa sensación.

Thorgal. Más allá de las sombras. Mi retraso comprándome números de esta serie es muy grande, más de 20 números de diferencia con el último aparecido. De estos primeros 5 álbumes de Thorgal que llevó leidos este por ahora es el que más me ha gustado. Me encanta como juega Van Hamme con los personajes y los elementos de mitología que introduce en la historia. Tengo que comprar más números enseguida.

Lobo Solitario y su Cachorro # 8, otra serie con la que voy algo atrasado leyendo y comprando, pero para cuando la serie llegué a su final ya la habré alcanzado según mis cálculos. Sigue el viaje al infierno de Itto Ogami y su hijo. La verdad que cada vez tengo más curiosidad por descubrir cual puede ser el desenlace de toda la historia y es que no tengo ni idea de por donde pueden ir los tiros (o las katanas).

Wonder Woman # 215, el primero dibujado por Rags Morales de una trilogía en la que Diana desciende al Hades. Toda la etapa de Rucka en la serie me esta pareciendo un pelín lenta, pero no por ello menos interesante y la historia que empieza en este número tiene muy buena pinta.

Invincible # 0, el números promocional que solo cuesta 50 centavos. Una historia de repaso con lo que ha sucedido en la serie hasta ahora para poder enganchar a nuevos lectores. Me ha recordado mucho a los comics de los 60-70-80 cuando en ocasiones se contaba lo que había sucedido en números anteriores en unas cuantas viñetas, técnica que ya no se usa hoy día en el cómic americano.

Breach # 1 a 3, tenía muchas ganas de leer de nuevo una serie escrita por Bob Harras, soy un gran fan de su etapa en los años 90 de los Vengadores y me parecía una pena que sus labores como editor le impidiesen dedicarse a las cuestiones literarias. Este Breach la verdad que no es nada novedoso, recuerda mucho al relanzamiento en los 80 del Capitán Atom, un militar que se ve envuelto en un accidente al sesarrollar unas pruebas y que vuelve años después cambiado y con grandes poderes, perdiendo su vida familiar en el proceso. Otro problema es que los personajes no me conmueven ni me producen sensación alguna y eso para mi es uno de los peores defectos que puede tener una historia, la indiferencia que produce al lector. De todas maneras esta el la típica serie que seguramente no pasará del año.

Daredevil # 61, después de 5 meses con esa tomadura de pelo que ha sido el “Eco” de David Mack, vuelve Bendis y Maleev a la serie. Como es habitual en Bendis la historia transcurre lenta pero aún así el interés de la misma es elevado y es que el camino por el que está llevando el escritor a Matt Murdock puede dar mucho juego. A ver que pasa.

Al cine fui a ver “El Reino de los Cielos” aunque la verdad más interesante que la película me parecieron los trailers. Y no quiero decir que me haya parecido un mal filme, es entretenida, pero no deja de ser un blockbuster veraniego, hecho a la medida con los ingredientes que toda película veraniega debe tener. Para pasar el rato simplemente.

Mejor sensación me produjo el trailer del Episodio 3. Debo confesar que no soy ningún maniático de Star Wars y que la saga de Lucas no toca demasiado mis cuerdas frikis.
Hasta ahora los dos episodios anteriores no me habían emocionado mucho, ni fu, ni fa. Aparte de que ver unas películas en la que ya sabes que va a pasar al final como que tampoco ayuda. Y es que si te quitan la sorpresa del final lo único que podría llamar la atención es el desarrollo que conduce al mismo y hasta ahora Lucas no había conseguido sorprenderme, pero visto este trailer y la actuación de Hayden Christensen en el mismo me ha dado buenas vibraciones y solo puedo cruzar los dedos esperando que Lucas no la cague.

También pusieron el de Mr. y Mrs. Smith, que no me llamó mucho la atención y es que el morbo que pueda producir ver a la Jolie y al Pitt juntos no es suficiente para arrastrarme al cine.

Más me sorprendió el que pusiesen el trailer de los 4 Fantásticos, mis sentimientos con respecto a esta película son contradictorios, porque por lo que he visto no parece muy allá, aunque un trailer tampoco es que pueda decir mucho, pero espero, rezo, suplico porque la película sea buena y es que los 4 Fantásticos lo merecen. Fueron los primeros, el tebeo con el que empezó el universo Marvel y eso son palabras mayores. La gran creación de Lee y Kirby merece una película digna que mantenga el nivel del cómic y no quiero se pesimista pero me parece que este va a ser otro fracaso más de los que lleva cosechando Marvel en el cine últimamente. Pero claro, también el primer X-men tenía mala pinta y no decepcionó, quizás con un poco de suerte la historia se repita.