domingo, julio 17, 2005

Defendiendo a los 4F

No tenía pensado hablar de la película de los 4 Fantásticos hoy, la verdad que no pensaba hablar de nada en el blog, hace tanto calor que lo menos que me apetece en estos momentos es ponerme a teclear delante del ordenador. Pero ciertas partes de la crítica en el blog de un amigo con quien fui a ver la película el viernes ha trastocado todos los planes para esta tarde. Ya se que el siguiente texto tendría que ir lógicamente en los comentarios de dicho blog, pero me veo avocado a exponerlos aquí porque ha quedado un tocho tan extenso que no me permite publicarlo dicho blog como comentario.

Así que casi, casi emulando a los crossovers que invaden periódicamente los comic-books americanos, podemos considerar el post de hoy en la Odisea de Anjin-san como una continuación o crossover de Noche Estrellada.
Pero antes de nada lean esto. ¿Ya esta?, ¿han acabado de leerlo?. Casi ni me ha dado tiempo a coger una botella de agua fría del frigorífico.

En fin que puestos en situación aquí esta mi contestación:

Pues mira tu por donde que a mi la caracterización me ha parecido lo mejor de la película, sobre todo Johnny y Ben, (no tanto los personajes de Reed y Sue que cojean algo) y agradezco que se haya preferido plasmar a los personajes en su esencia, su personalidad básica o si preferimos en ese estereotipo al que te refieres que pecan los personajes.

Pero es que te guste o no, los 4F son así y lo siento pero no entiendo porque un estereotipo tiene que ser algo malo, todo lo contrario, sirve para definir más claramente lo que es el personaje, ¡demonios!, si analizamos a prácticamente todos los personajes de cómic hasta los 70 e incluso actualmente encontraremos que prácticamente todos los personajes son estereotipos, ten en cuenta que el cómic como medio no disponía de tanto espacio para desarrollar a sus personajes como se puede hacer en un libro donde puedes usar páginas y más páginas para construir a un personaje. En un tebeo ya sea en 22 páginas de un comic-book o las 3 o 4 viñetas de una tira de prensa tienen que definir a sus personajes de forma rápida y efectiva para que así el lector tenga una clara idea del rol que juegan los personajes y para ello nada mejor que un estereotipo (aunque dada la narrativa que se usa hoy día estos impedimentos ya no estorban a los autores y es que con la narrativa descomprimida ya se pueden perder páginas y páginas desarrollando al antojo del autor a los personajes en deprimento de la acción propiamente dicha).


Otra cosa es que número a número a partir del estereotipo del que se parte, los personajes vayan evolucionando en el cómic. Pero ahora estamos en una película, en donde tenemos que hacer una presentación de los personajes, origen de los protagonistas y situación de los mismos. No puedes pedir que te muestren en dos horas (que ni llegan) de película una evolución que en los comics llevó años. Por eso aplaudo que en este film se hayan presentado unas personalidades que aunque quizás un pelín esquematizadas, son fieles a los personajes que adaptan. Y es que si lees los primeros números de los 4 Fantásticos estos, básicamente, son, se comportan y tienen los roles que se ha plasmado en la película, tal cual, sin trampa ni cartón, sin florituras, ni cambios radicales, esos 4 estereotipos, científico, la chica, gruñón malhumorado de buen corazón y joven ligón alocado cabezahueca. La evolución de los personajes partiendo de estos 4 rasgos supongo que evolucionara en próximas películas al igual que paso con los comics.


Ahora, que como tu dices estos “4 monigotes estereotipados” no te gustan o no te parecen creíbles como espectador (o lector) del siglo XXI. Solo recordarte que estos personajes llevan en danza 44 años y que en 1961 los 4 Fantásticos fueron un concepto novedoso y rompedor en comparación con lo que se publicaba por la época, por lo que habría que ponerse en el contexto histórico-literario correspondiente a la hora de criticar a estos personajes. Aún así a mi personalmente hoy en día me siguen pareciendo un concepto totalmente válido.

También es verdad que en la película la han cagado a la hora de plasmar al Dr. Muerte, el villano por antonomasia del Universo Marvel cuya plasmación cinematográfica es un insulto por no decir algo peor para tan gran personaje. O que también la parte de la acción sea pelín decepcionante, pero lo dicho, prefiero que se hayan centrado más en los personajes a que me hubieran metido hora y media de batallita continua y sin sentido.

Al final me queda la sensación que en definitiva a ti los 4 Fantásticos no te dicen nada como personajes, pero eso ya es cuestión de gustos. Y como se suele decir “para gustos, colores”.

3 comentarios:

Tafkac dijo...

Voy preparando las palomitas.

Jackal dijo...

Pues a mi me ha encantado. obviamente no está al nivel de xmen o spidey, pero se merece un 6,5-7.

jaimemarlow dijo...

Yo no entro a juzgar si los personajes han sido bien o mal llevados del cómic a la pantalla grande, ya que como tú bien sabes de los cómics no tengo ni idea.
Pero para hacer mi comentario sobre todo me fijé en el personaje de Peter Parker, que tenía una profundidad, un realismo que eché de menos en los 4 fantásticos (naturalmente, todo esto es subjetivo).

Aunque también podría deberse, como has dicho, a los personajes en sí. Me encantan los atormentados.